lunes, 25 de enero de 2016

CLIPDA (LXXXVIII): La Libertad guiando al Pueblo (5ª y última parte)


Decíamos en el apunte previo de esta serie que "La Libertad guiando el pueblo" parecía ejercer una especial atracción sobre los artistas especializados en el uso de materiales poco convencionales. Este es el caso del francés Bernard Pras que utiliza desechos para crear sus anamórficas composiciones que solo se desvelan plenamente al adoptar un particular punto de vista. En su web disponen de una lupa que permite explorar con mas detalle sus trabajos (enlace).


Por su parte, el artista conocido como Invader creó una pixelizada versión del cuadro titulada "Rubik Liberté" utilizando los elementos constituyentes de los cubos que llevan el nombre de su inventor húngaro. Un fragmento de esa pieza fue convertido en portada de la revista Shoes-up.


La china Ju Duoqui ya se ha asomado anteriormente a nuestro blog con sus composiciones hortofrutículas. En este caso su remedo muy coherentemente se titula "La Libertad guiando a los vegetales" (un enlace a otras obras de esa artista).


Tampoco falta alguna versión a base de muñecos de Playmobil como la realizada con el característico estilo desarrollado por Pierre-Adrien Sollier (ver mas). Lo que no hemos encontrado es el nombre del autor de la versión Barbie que puede verse mas abajo.




La publicidad también ha dado lugar a alguna curiosa creatividad como el mural realizado con cinta adhesiva que fue dispuesto en una estación del metro de Tokio para promocionar las bondades de una marca de ese pegajoso producto.  Una versión en la que lo enarbolado son tijeras y no banderas.



Otro ejemplo de uso publicitario, en este caso bastante convencional (y recatado), es el realizado por la sueca Musikaliska para promocionar unas jornadas de música francesa.


Un poco mas descocada, pero auxiliada por un oportuno mechón de pelo, aparecía la Libertad en el anuncio de la segunda temporada de la serie de televisión francesa Maison Close. Hay que anotar que ese telefilm que narra la vida en un burdel se desarrollaba tras la Commune, una época posterior a la representada por Delacroix.




El cuadro ha sido utilizado para anunciar desde moda, como hizo la desaparecida cadena británica Principles, a productos financieros. En este último caso convirtiendo en abanderada a la desaparecida mascota de la entidad francesa Caisse d'Epargne (ahora Grupo BPCE).


Una pieza curiosa es la creada el pasado año con motivo de la Cumbre del Clima de París en la que es la mascota de la organización WWF quien toma el relevo de la ardilla de la entidad financiera.


El adjunto cartel promocional para un bar parisino fue realizado en 1990 por el artista Anthony Palliser. Pero las que sin duda han hecho un intensivo uso propagandístico del cuadro son las organizaciones políticas y, además, de todo signo. Hasta Corea del Sur lo utilizó en los años cincuenta para alentar la lucha contra el norte. A su lado puede verse un reciente cartel del Frente Nacional de Marine Le Pen y debajo otro del antagónico Partido Comunista Francés (PCF) que no dudó en tatuar la icónica imagen del Che Guevara en el pecho de la Libertad. Un icono dentro de otro icono.

Cierra la siguiente serie el cartel anunciador de "La fête de l'Humanité" de 2013, el encuentro que convoca todos los meses de septiembre el diario francés L`Humanité.


Y es que hay que recordar que, a fin de cuentas, los franceses están acostumbrados a valorar el cuadro porque lo han visto durante muchos años cada vez que realizaban sus pagos. No en vano ese era el motivo que acompañaba al retrato de su autor en el muy utilizado billete de cien francos emitido en 1979.









No hay comentarios:

Publicar un comentario