martes, 1 de marzo de 2016

Óscars, mercerías con pretensiones y Fuero Juzgo



Ya estarán al corriente de que la paciencia de Di Caprio se agotó y fue González Iñarritu el encargado de fabricarle un traje a la medida para conseguir el ansiado Óscar. Y no cabe duda de que el mexicano ejecutó con precisión el encargo como bien muestra el cumplimiento de lo anticipado el pasado 12 de enero en nuestro apunte titulado Mala traducción un poco obligada y una loca recomendación. Allí nos hacíamos eco de que los especialistas daban por seguro que la carrera de premios de esta película no habían hecho mas que empezar con los tres Globos de Oro entonces recién conquistados. Y así ha sido aunque se haya entrometido un poco "Spotlight" (titulada en Hispanoamérica "En Primera Plana").

Pero el apunte reseñado en realidad iba sobre la traducción escogida para el título del film. Y ello nos hace reparar en que la siempre atenta a la actualidad Fundéu estuvo un poco sosa en su referencia de la pasada semana a los afamados premios que despachó con unas meras recomendaciones ortográficas.

Contrasta con la muy recomendable entrada que hizo sobre este asunto el Diccionario Merriam Webster que en un apunte titulado “Red carpet words” repasa siete palabras que han visto incrementadas sus consultas por razones presumiblemente cinematográficas.

Aunque un poco extemporánea, por ahí anda la confusión de la unidad astronómica de distancia parsec (3,26 años luz) con una de tiempo que se produce doblemente en la Guerra de la Galaxias (en "Star Wars: A New Hope" y en "Star Wars: The Force Awakens"). Por mas que luego se hayan tratado de buscar retorcidas explicaciones que pretenden que Han Solo guiaba el Halcón Milenario por un atajo que acortaba varios parsecs el recorrido habitual de la Ruta Kessel utilizada para el contrabando (enlace a un artículo, en inglés, sobre este asunto).

Pero la que nos parece que bien merecería que le dedicasen algún comentario en la diaria sección el Trujamán del CVC es la que ha sido traducida como “Mercería de Minnie” (“Minnie’s Haberdashery” ). Esta es la parada de diligencias perdida en un puerto de montaña donde se desarrolla la mayor parte de la (muy sangrienta) acción de “Los ocho odiosos” de Tarantino

Aunque en el inglés británico haberdashery efectivamente se corresponde con lo que nosotros conocemos como una de la cada vez mas difíciles de encontrar mercerías, en la variante americana de ese idioma el término tiene mas ínfulas que explica bien la Wikipedia en inglés. La Spanish Central del citado Merriam Webster lo traduce como “tienda de ropa para caballeros” que deja claro el toque pretencioso que se pierde en la traducción aplicada.

De propina insertamos un enlace a las explicaciones del diseñador de esa desamparada posta y pretendido centro de moda masculina que incluye algunos de los bocetos realizados. Nos hemos traído uno del exterior. 



Ya para terminar, cambiamos radicalmente de tema, porque igual este investidor día no es el peor para recordar un breve fragmento del Fuero Juzgo. Y ello realizado de una forma que, de paso, ayude a difundir las interesantes viñetas creadas a partir del mismo por el desaparecido ilustrador argentino Oski. La colección completa pueden encontrarla aquí.






No hay comentarios:

Publicar un comentario