miércoles, 28 de septiembre de 2016

Soviets por "outsourcing"


Podemos ha resucitado formas de hacer política que nos evocan aquellas asambleas universitarias en las que no era infrecuente topar con la moción "primero hay que votar si se vota esa propuesta". Y aunque el partido surgido del cabreo colectivo suela referirse a sus órganos de base como los "círculos", hace unos días escuchábamos a una de sus dirigentes, creemos que era Irene Montero, rescatar sin rubor la palabra soviet. Seguramente con la intención de que no se la apropie con sentido despectivo la derechona con Esperanza Aguirre a la cabeza.

Pero los tiempos adelantan que es una barbaridad, D. Hilarión dixit, y ahora vivimos la era del outsurcing, externalización recomienda decir Fundéu, así que hay que aplicar nuevos procedimientos. Acorde con ello, vemos como en nuestro pequeño Oviedo han decidido externalizar el trabajo de esos soviets que tan cansino resulta reunir.

Y es que el planeamiento urbano de Vetusta está tan bien hecho que se ha dejado vacío un enorme complejo hospitalario (solo la demolición se valoraba hace un par de años en unos 15 M€), sin tener ni idea de qué se iba a hacer con el espacio liberado que son unas 13 ha. Pague usted costosísimos PGOUs para esto.

A ello se añade que ahora gobierna la ciudad un tripartito de socialistas, comunistas (o lo que sea IU) y podemitas, a estos efectos llamados Somos, que anduvieron un poco despistados y olvidaron tratar esa nadería en su programa electoral. Y es que lo que entonces les preocupaba era que no les echaran del edificio público en el que sus huestes estaban de okupas. Y ante tan magno problema quien iba a tener tiempo de ocuparse de un puñado de hectáreas de antiguos hospitales.

Encima, luego votaron alcalde a un socialista a pesar de que el gobierno regional de ese mismo partido no dudó en derribar el enorme chiringuito conocido como "La Madreña". Claro, que ese inesperado apoyo no fue gratuito y les permitió convertirse en quienes mandan desde la sombra.

Como ven, los olvidadizos niños y niñas (que no se diga) del ¡andá, los donuts! han crecido y ya gobiernan ayuntamientos.

Curioso asunto ese traslado hospitalario que ha complicado la vida de centenares, si no miles, de trabajadores sanitarios que habían autogestionado los problemas de movilidad de la ciudad con el sencillo recurso de comprar su casa próxima al trabajo. Eso no hay transporte urbano que lo mejore, amigos. Pero alguien se encargó de sabotearlo para mayor regocijo de la promotora que curiosamente poseía casi todo el suelo residencial próximo al lugar decidido para el nuevo equipamiento sanitario.

enlace al texto de la noticia
Nos estamos yendo a otra historia. Estábamos en que hay que paliar el olvido programático. Y como no tienen dinero para hacer lo que casi todo el mundo tiene claro que habría que hacer, que es concentrar el muy disperso campus universitario ovetense y hacer residencial otra parte para pagar esa operación, no han tenido mejor idea que comenzar a discurrir una solución ex post. Y ello contratando, 45 mil euritos de por medio, un "proceso de participación ciudadana" para definir el futuro de los terrenos. El outsourcing al que hacíamos referencia.

El encargado de la "cosa" será un equipo de la empresa Paisaje Transversal formado por una arquitecta y una socióloga que nos dicen que contarán con el apoyo de otros tres arquitectos, una historiadora, dos periodistas, un geógrafo, un psicólogo y un economista. ¡Ahí es nada! Ya nos parece hasta barato.

Imaginamos que entre la ciudadanía participante no faltará quien pida campos de fútbol, eso está en nuestro código genético, el botellódromo de turno, muchos centros culturales, autogestionados por supuesto, algún equipamiento para deportes autóctonos y, si alguno participa debidamente estimulado, que no sería raro, igual se le ocurre pedir una réplica de Cabárceno que tan buenos resultados turísticos está dando a la vecina Cantabria. Claro, que esa propuesta será inmediatamente desechada por gentes que no soportan la cautividad animal salvo que se trate de perrazos encerrados en pisos. El que quiera ver animales que se acerque a las urbanizaciones de la falda del Naranco a ver como hozan las basuras los jabalís.

La cuestión es que por ese módico precio de 45.000 € ya tendrán coartada para hacer lo que les venga en gana que, de momento, será bien poco porque gobiernan un ayuntamiento quebrado. Ello gracias a los desvaríos de quien inicialmente había sido eficaz, que no desinteresado, gestor de los destinos de la ciudad. ¡Qué buen ejemplo de la importancia de la limitación de mandatos! 

Y qué terrible segunda década de los mas de 20 años como alcalde de quien, conforme a la ética PP, hace mas de cuatro años controla desde la Delegación del Gobierno cuanto pudiera investigarse sobre aquello. Ya está mas cerca la prescripción.

Pobre Oviedín, cada día un poco mas mustio y saqueado. Han llegado otros a por "lo suyo", por mas que ahora en vez de picaderos, y mucho etc., se trate de inmuebles para la peña. Bueno, eso de momento.






P.S.- Cambiando de asunto, aunque no tanto porque seguimos con desvaríos políticos, constatar que la redacción de La Nueva España no ha sido capaz de resistirse hoy a un fácil juego de palabras (enlace a la noticia).


Y curioso que El Comercio también asocie hoy la plaga de jabalís con Cabárceno. No habíamos leído lo que sigue cuando redactamos el apunte (enlace a la noticia).







No hay comentarios:

Publicar un comentario